De defecto a virtud

Querido Blair:

¿Qué tal estas? Tranquilo no hace falta que me respondas, es solo para romper el hielo entre nosotros …eso si…atiende a todo lo que  voy a decirte en esta carta porque es  importante. Y por favor, haz el esfuerzo de creerme una vez en tu vida. Sé que  aun no lo sabes, pero una de tus futuras frases favoritas será esta:

 Un defecto es una virtud a la que no se le ha prestado suficiente atención.

 Sé que aun no  lo entiendes,  pero tiene mucho que ver contigo, con quien eres y con quién serás en un futuro.  A lo largo de tu vida vas a ser una persona con la autoestima baja y con grandes complejos.

Pero empecemos con el primer complejo que recuerdas. Un complejo que te perseguirá durante años y que luego ‘sarcásticamente’  se convertirá en una de tus armas. Tu voz.  No quiero que al leer esto te pienses que tu voz es particularmente fea, desagradable o nada por el estilo.  Será una voz de un niño de tu edad.  De un niño que en un futuro será un apasionado del canto y que luchará con uñas y dientes por ser un buen Tenor. De un niño que a la más mínima  oportunidad que tenga cantará hasta que todos esos  ‘compañeros’ de clase le magullen tanto que deje de cantar. Incluso cuando en el conservatorio te pidan entonar una partitura preferirás no hacerlo o incluso hacerlo mal antes que mostrarte tal y como eres.   Y no se quedará ahí la cosa. Llegarás a acomplejarte  tanto que empezarás a ser incapaz de hablar en público.  Cuando tus profesores te pregunten algo, simplemente te limitarás a encogerte de hombros y a negar con la cabeza.  Cualquier cosa te será válida antes que hablar en público.

Sé que ahora mismo me sería muy fácil decirte que no hagas caso, que esas risas no significan nada, que no tienen fundamento alguno y un millón de razones más. Pero sé que no me creerías ni aunque te pusiese pruebas delante de ti. Porque al fin y al cabo tendrás una prueba cuando tus profesores del conservatorio decidan  llevarte a la radio local (junto a otra chica) a cantar un par de villancicos y a haceros una pequeña entrevista. ¿Acaso en esos momentos no puedes percatarte de todo?  ¿No puedes mirar a tu alrededor y darte cuenta de que eres el único niño de todo el conservatorio al que han llevado? ¿Acaso no puedes ver que eso es una buena señal? ¿Acaso no puedes ver que eso es algo bueno?  ¿No lo ves? ¿De verdad? ¿No?  Se  que no lo ves y que hasta que no pasen años no te vas a dar cuenta de todas estas cosas que te estoy contando. Pero tranquilo. Que nadie puede huir de su destino.

canto opera 2

Nos vemos en:

Tw – @EneasBlair

Ig – @EneasBlair

Anuncios

9 comentarios sobre “De defecto a virtud

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.